Radio Comunidad Claromecó

  TRENDING

Carlos Alzogaray recibió la camioneta de la Corvina Negra

Carlos Alzogaray recibió la camioneta de la Corvina Negra

Casi un año después, el salteño Carlos Alzogaray recibió la camioneta cero kilómetro que ganó en la 59° edición de Las 24 Horas de la Corvina Negra.

Alzogaray, radicado en Mendoza, no había podido viajar aún a Tres Arroyos a buscar el vehículo por la pandemia. El viaje se fue restrasando y postergando, pero finalmente se concretó.

El pescador recibió el vehículo de manos del gerente de Lago S.A. de Tres Arroyos Guillermo Cianci. Y pasó a saludar a la familia Barrionuevo en Cascallares. «Paisa» y «Nicha» Barrionuevo recibieron a su amigo de la pesca y festejaron junto a él la obtención del vehículo.

El más carismático

La historia de Carlos Rafael Alzogaray emocionó a todos el año pasado. El pescador fue uno de los más ovacionados en la historia de Las 24 Horas de la Corvina Negra. Se convirtió en el ganador más carismático del concurso. Conquistó a todos con su gran humildad y sencillez.

La RCC fue testigo directo y privilegiado del acontecimiento. El sábado al mediodía, previo a la largada del certamen, un grupo de pescadores se acercó al Estudio Móvil de la 97.9. Preguntaban por sitios de pesca, y distintos servicios de Claromecó.

Era la primera vez que participaban del concurso, y por ende, su debut en la localidad. Habían llegado en un Corsa, haciendo un enorme esfuerzo para poder viajar e inscribirse. De hecho, uno de ellos, Carlitos Alzogaray, debió pedir 100 pesos prestados a uno de sus amigos, porque no llegaba a costear la inscripción. En el camino habían tenido que sortear varios percances con el automóvil que los trasladaba.

Pero traían toda la ilusión a cuestas. Tras dialogar brevemente con la radio, siguieron viaje y se ubicaron en la zona de La Virgencita. Nada se supo de los locos del Corsa durante el resto de las horas. Pero llegado nuevamente el mediodía del domingo, más precisamente a las 12.10, la noticia empezó a causar revuelo: había aparecido una corvina negra. El ejemplar había acusado 1,616 kilos, y obviamente cambiaba todo el panorama, a pocas horas de terminar el concurso.

Y el afortunado pescador no era otro que Carlitos Alzogaray, uno de los integrantes de ese pintoresco grupo del Corsa. Lo que siguió fue todo emoción y alegría. La RCC acompañó a Carlos en los momentos finales del concurso, y encabezó la caravana gloriosa hasta el podio. El salteño recibió una ovación pocas veces vista en el historial de Las 24. Todos, hasta sus compañeros de podio, lo celebraron como si el triunfo fuese propio.

Carlos se ganó el corazón de Claromecó y de todos. Humilde y sencillo como pocos. Regresó a Mendoza con una nueva ilusión, volver a buscar la camioneta y de paso traer a su madre y mostrarle el lugar que lo convirtió en héroe. La pandemia se interpuso, lamentablemente. El viaje se tuvo que postergar, y por muchos meses. Pero finalmente se concretó. Alzogaray obtuvo su tan merecido premio. Lo que se dice, un tiro para el lado de la justicia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ÚLTIMAS NOTICAS